0

Las pulseras antipérdidas

Publicado por el .

Un socorrista coloca una pulsera antipérdida a un niñoCon la llegada del verano somos muchos los que buscamos mitigar un poco el calor en las playas de nuestra ciudad. Tanto en la Victoria, Cortadura, como en la Caleta, son muchos los gaditanos y las personas venidas desde otros puntos de la provincia e incluso de España, los que, sombrilla en mano, o con una simple toalla, disfrutan del clima y el baño en Cádiz.

El bullicio de la gente provoca en numerosas ocasiones uno de los datos más curiosos del verano: la pérdida de niños en la playa, que, sin ir más lejos, en la segunda quincena de junio, llegó a ser de 181 en las playas gaditanas. Ahora, en la temporada alta, suelen ser muchos más los niños que, con los juegos o en el mar, se pierden de sus padres, con el consiguiente susto enorme que se produce.

Es por eso que el Ayuntamiento de nuestra ciudad ha ideado para este verano un sistema con el que paliar en la medida de los posible estas pérdidas en la playa. Serán las pulseras antipérdida, que en otras playas europeas y, por ejemplo en Chiclana, viene desarrollándose con gran éxito. Las pulseras podrán recogerse en los botiquines de las playas. Allí llegarán los padres ofreciendo un teléfono de contacto y el nombre del niño, del padre y de la madre.

Además, las pulsera será cada una de un determinado color, según en la zona de playas que nos encontremos en Cádiz. El color verde será para la Caleta, Isecotel y Cortadura, el amarillo para el Chato, Delfines y Santa María del Mar; y el azul para la zona delimitada entre Santibáñez y el módulo Central. De esta manera, cuando un niño se pierda, con el color de la pulsera, se sabrá en qué playa se encuentran sus padres, y rápidamente los equipos de salvamento se podrán poner en contacto con ellos gracias al número de teléfono con el que anteriormente les informaron.

Te puede interesar

Escribe un comentario